jueves, septiembre 13, 2012

¿DIABLOS EN EL PANTEÓN?




El 13 de mayo del 609, el Papa Bonifacio se disponía a consagrar el Panteón de Agripa con el nombre de Santa María de los Mártires. Para tal acto, había convocado al clero romano en un acto solemnísimo. El Papa hizo la señal de la cruz en las pesadas puertas del templo y sonaron cantos sacros mientras el pontífice asperjaba el pavimento y las paredes con agua bendita. 

“Se había llegado ya a las potentes y vibrantes notas del Gloria in Excelsis Deo cuando, de improviso, se oyó un estruendo y se levantó un viento misterioso, con la consiguiente e inesperada caída de la temperatura. Los romanos allí presentes vieron pavorosa y confusamente elevarse en vuelo verdaderas bandadas de rojizos y  hoscos diablos que, como aleteando por haber sido molestados en su plurisecular morada, se dirigieron a toda prisa hacia el denominado “implivium”, el singular óculo a cielo abierto que abre el Panteón en el centro de su magnífica cúpula de casetones (un óculo de más de 9 m. de diámetro) tratando de ganarse a toda prisa aquella vía de salida.”

Maurizio Macale “Diavoli a Roma”.
Traducción: Isabel Barceló

Foto: Interior del Panteón. Rafa Lillo.

NOTA: Queridos amigos, una dolencia de poca importancia me tiene aún alejada del ordenador y los blogs. Espero volver pronto. ¡No me olvidéis! Besos a tod@s.

30 comentarios:

Aarón dijo...

Es que de pasar a ser la morada de todos los dioses a ser a propia de solamente uno, el sitio habría que desalojarlo... jajaja

Un abrazo muy fuerte Isabel, espero que te mejores pronto.

PD. Lo que te comenté sobre Alberto y mi viaje a Roma van viento en popa.

Dolors Jimeno dijo...

No te olvidamos. Te añoramos.
Que te mejores.
D.

unjubilado dijo...

Tendremos que ponernos de acuerdo y entre todos conjurar a los demonios para que te dejen tranquila y si los hisopeamos con el agua del Ebro a su paso por el Pilar, seguro que salen en desbandada.
Espero que nada más que leas las acciones que hemos tomado te encuentres totalmente restablecida.
Un abrazo

Natàlia Tàrraco dijo...

Amiga mía, no es de extrañar que salieran los dioses del romano Panteon plural muy enfadados por tamaña intrusión, por el óculo volando al Capitolio, pobrecitos y ni eso les respetaron, así que al Olimpo griego de los camaradas.

Cuídate y mímate Isabel, que aquí nos tendrás siempre. Besitos.

África dijo...

Si es que no dejan en paz ni a los pájaros. Seguro que huyeron antes del sermón, jajaja!

Alegría verte de nuevo aquí, pero lo primero es lo primero, la salud! Así que cuídate mucho, que nosotros aguantamos un poquito más!


Un beso

Bertha dijo...

Que te restablezcas pronto aquí te esperamos.

Muy interesante esta anedocta es que no dejan a nadie en paz estos diablos jejeje.

Un abrazo preciosa.

emejota dijo...

Ya me imagino a los diablillos despavoridos. ¡pobres!
No te olvido, y seguro que tus seguidores tampoco, lo principal es que te repongas. Bsss.

yolanda carrasco dijo...

Bienvenida de nuevo Isabel,¡Qué alegría más grande poder leer tus relatos nuevamente! Pero lo más importante es que te recuperes muy pronto y totalmente,¡Ánimo! ¡Cuídate mucho!Un abrazo muy fuerte.

virgi dijo...

Te extrañaba y he venido varias veces. Cuídate mucho, me encantaría encontrarte de nuevo.
¡Ah, el Panteón, qué maravilla!Las veces que he entrado me emociono profundamente. Ese óculo, qué magnificencia.
ME ALEGRA LEERTE, QUE LO SEPAS, UN ABRAZO BIEN GRANDE.

Dilaida dijo...

Espero y deseo que esa dolencia te deje en paz muy pronto, no te preocupes por tu ausencia y cuídate mucho.
Bicos

Dyhego dijo...

Recupérate pronto, Isabel.
Vale.

Hyperion dijo...

Que seria del grandioso Pantheon, de los diosrs, de Bonifacio, de ti y de mi sin la amistad que hace surgir las palabras y renovar la vida? Para ti y de ti, tantas palabras con carino

María Antonia Moreno dijo...

Isabel, lo importante es que te cuides y te pongas buena¡ Un montón de besos y mucho ánimo. Seguimos aquí, acompañándote. Y seguiremos.

MARÍA LUISA ARNAIZ dijo...

¿Que no te olvidemos? Con los buenos momentos que nos haces pasar, ¡imposible!
Que pronto estés restablecida y hagas lo que te guste.
Muchos besos.

Isabel dijo...

No te olvido, ¿cómo, si con lo que escribes me recuerdas viajes reales?

Ponte pronto buena.

Besos.

mercedespinto dijo...

Siempre interesantes las historias que nos traes de Roma.
Espero que te recuperes pronto.
Un abrazo.

Isabel Martínez Barquero dijo...

No nos olvidamos de ti, imposible.
Cuídate, eso es lo importante ahora.
Un beso grandísimo, querida Isabel.

P.S.- Publiqué en Amazon al fin. Fue hace unos días: mi primera novela. Conseguí aclararme, jajaja.

PACO HIDALGO dijo...

Es un placer y una gran alegría poder saludarte nuevamente, Isabel, tras el paréntesis veraniego. Este año tendré menos tiempo por exceso de trabajo y podré visitar menos las páginas amigas, pero se intentará no demorar mucho las visitas. Un cordial saludo desde el sur.

Mayte dijo...

Fabulosa traducción y delicioso momento entre letras.

un abrazo Isabel!

ANTONIO CAMPILLO dijo...

Excelente hecho y excelsa traducción, Isabel.
Sospecho que los rojizos diablos tenían previsto el implivium para poder salir por él al llegar la parafernalia católica.
Han debido volver porque yo los he vuelto a ver sobrevolando en círculos perfectos a media altura de los casetones.
Es su morada, la morada de todos los dioses de Roma, ¿por qué se fueron? A ver si fue por no emprender una batalla en la que muriesen inocentes, algo desconocido en aquella época.
Podría resultar que los espíritus de los dioses paganos son más pacíficos que los beligerantes provocadores de cruzadas y muertes tan inútiles como indecentes.
Espero que te repongas rápidamente.

Un fuerte abrazo, querida Isabel.

NáN dijo...

No te olvidamos, pero cuídate mucho. Un impluvium por donde se fueran los diablos quizá sea una buena idea.

Alyx Faderland dijo...

Querida Isa, te cuento dos cosas. que voy a usar tu blog como material educativo, fines privados, nada oficial, ydos que migre la novelita a un blog aparte para los gustosos de leer. Este el link nuevo.
eBesos, desde muylejos, alyx

hesseherre dijo...

Que te recuperes depressa, estás faltando a todos nós. Não gostamos de esperar, então avia-te, querida e dedicada Barceló amiga.

¿Qué te recuperes pronto, te estás perdiendo todos nosotros. No nos gusta esperar, así que avia, Barceló querido amigo y devoto.

Pedro Ojeda Escudero dijo...

¡Espero que estés mejor y no te afecten los diablos...!

GABU dijo...

Más que un sermón,parece un acto visionario... ¬¬?

P.D.:¡¡QUE ALEGRÍA VOLVER A LEERTE AMIGA QUERIDA!!!!!
Paso a paso y lentamente irás mejorando gracias a toda la vibra positiva que te envuelve... :)

MIS BESITO CURATIVOS ISA =))

CarmenBéjar dijo...

¿No serían los propios purpurados esos diablos rojillos que andaban zascandileando por allí?
Broimas aparte, seguro que a los dioses romanos no les hizo ninguna gracia que viniera a tomar posesión de aquel lugar otra religión y encima oriental.
Besazos.
P.D. Recupérate, Isabel. Ponte buena y no te preocupes, que no te olvidamos.

La gata Roma dijo...

¡Mejórate pronto! Y ojalá la dolencia no sea importante, peeero, hay que cuidarse.

Siempre he pensado que esa manía de sacralizar lugares romanos tenía que salir mal por algún lado, pero no conocía esta historia.

Kisses

mari carmen garcia franconetti dijo...

¡Gracias por aparecer de nuevo! ¡Qué alegría! Te he echado de menos,Isabel. Tu dolencia no será importante pero sí fastidiosa, intuyo.
Te deseo que te repongas lo más rápido y bien posible.
Tus seguidores no podemos olvidarte y creo que pronto retomarás este magnifico blog y nos deleitarás a los demás.
Un abrazo.

Anónimo dijo...

ESTIMADOS HERMANOS:
Solicito mi consagracion divina de mi conversion paranormal del Dios griego Cronos al Dios romano equivalente Neptuno si es coincidente teologalmente.

Atentamente:
Jorge Vinicio Santos Gonzalez,
Documento de identificacion personal:
1999-01058-0101 Guatemala,
Cédula de Vecindad:
ORDEN: A-1, REGISTRO: 825,466,
Ciudadano de Guatemala de la América Central.

Anónimo dijo...

ESTIMADOS HERMANOS:
Solicito mi lagrimal del césar Nerón para curarme divinamente e inmunizarme divinamente de mis lágrimas perniciosas de la oftalmología precaria. Les prevengo de inminentes impostores del blog que pretenden sabotearme con el espionaje.

Atentamente:
Jorge Vinicio Santos Gonzalez,
Documento de identificacion personal:
1999-01058-0101 Guatemala,
Cédula de Vecindad:
ORDEN: A-1, REGISTRO: 825,466,
Ciudadano de Guatemala de la América Central.