jueves, junio 04, 2009

GÁLATA MORIBUNDO

Esto dice el poeta Antonio Portela

"18 de noviembre de 2004

(…) Voy al encuentro de una de las mejores esculturas de la Historia del Dolor: el Gálata Moribundo, al que le dedican un lugar especial de estas salas que recogen fragmentos de un Imperio. Los romanos han elaborado una escenografía con la agonía de un guerrero. Me parece un milagro que mi capacidad de asombro permanezca aún intacta después de todas las sobredosis de lo sublime y lo eterno que he visto ya en Roma. A medida que subo los escalones del Palazzo Nuovo, lo veo surgir, como levantándose, como si estuviera aún a punto de alzarse y pelear otra vez antes de un viaje. Pero no será así. Se eleva de una plataforma hecha de los ojos que se han estremecido al contemplar la herida de un lomo bárbaro y exacto. Percibo los lentos movimientos de la agonía de un guerrero que sostuvo una utopía embriagadora. Acaba de soltar su espada al abatirse. Resuena todavía el eco sordo del metal al contacto con la tierra. Una milésima de segundo atrás, el guerrero aún miraba los destellos de su arma. Pero ya no brillan verticales los contornos de sus bellas aleaciones.

Reposa desalentado por la pérdida de su atributo salvaje. A punto de tumbarse por su propio ánimo sobre el espacio de la resignación universal. Este pagano recuesta todo su torso sobre el brazo derecho, mientras por el costado florece la sangre ganada como un zarzal silvestre. Escucho respirar al gálata. No percibo su queja, antes parece matar el grito que otros, los cobardes, lanzan cuando el final es ineluctable. Intenta encontrar una respuesta en su parcela definida de dolor. Está preparado para cruzar a nado las lagunas que se le pongan en el camino. Los antiguos, que sabían coronar a los valientes, aunque fueran sus grandezas anónimas, dejaron su muerte de porcelana tallada para siempre. Tuvo que ser fiero."


Antonio Portela. “CIUDADANO ROMANO”.


*, **, *** Detalles de la escultural “Gálata moribundo” al que se refiere este texto. Museos Capitolinos. Roma.

NOTA: Queridos amigos, Fernando Manero ha publicado en su blog un texto titulado “Cinco razones para votar en las elecciones al Parlamento Europeo”. Me ha gustado tanto ese post y coincido tanto en su planteamiento, que he querido copiaros el texto aquí, además de dejar el enlace arriba por si queréis leerlo en su propio lugar de origen y dejar comentarios allí. Más allá de lo que cada uno de vosotros piense, creo que sus razones son muy atendibles y merecen ser conocidas y difundidas.

Cinco razones para votar en las elecciones al Parlamento Europeo

No hay en el mundo, ni la habrá, estructura política o sistema de gestión de la “res pública“ que satisfaga plenamente los deseos de transparencia, democracia, honestidad, eficacia y solidaridad con que se concibe el modelo político ideal. Ni de lejos los cumple, como sería de desear, la Unión Europea, a la que se pueden hacer todas las críticas que se quieran y posiblemente todas ellas con fundamento.

Sin embargo, como ciudadano de Castilla y León, de nacionalidad española y miembro de un Estado que desde 1986 pertenece a la Unión como miembro de pleno derecho, VOTARÉ en las elecciones al Parlamento Europeo, convocadas para el dia 7 de Junio de 2009. Y lo haré, convencido, por cinco razones fundamentales.

La Unión Europea es la única estructura de carácter supratestatal plenamente integrada existente en el mundo contemporáneo. Concebida inicialmente como un mercado común y para lograr la paz en un continente conmocionado por la guerra, de ella forman parte 27 Estados, que componen una realidad pluriestatal y plurinacional basada en los principios inherentes al reconocimiento de los derechos humanos en un contexto de democracia y participación.

Desde 1992 la Unión Europa defiende los objetivos de la Cohesión Económica y Social, como garantía de un sistema de derechos y libertades aplicados a todos sus ciudadanos al tiempo que desarrolla instrumentos únicos en el mundo a favor de la solidaridad entre sus regiones, con el fin de avanzar en la convergencia de sus respectivos desarrollos económicos, sociales y culturales.
Entre 1986 y 2006 España ha recibido de la Unión Europea cerca de 200.000 millones de euros, que han permitido la modernización del país, la mejora de sus infraestructuras y la corrección de desequilibrios crónicos entre unos territorios y otros. De ella han emanado también disposiciones encaminadas a corregir las malas prácticas en la gestión pública de los Estados miembros.

De la competencia del Parlamento Europeo dependen la mayor parte de las medidas legislativas que inciden sobre los Estados, lo que justifica su necesaria consideración como un órgano fundamental en aspectos esenciales de la convivencia comunitaria. De simple Asamblea consultiva ha pasado a ser una instancia relevante que negocia el contenido de las directivas y reglamentos con el Consejo, es decir, con los Estados miembros, pudiendo modificar el contenido o rechazarlo (codecisión), al tiempo que vota el presupuesto europeo y aprueba el nombre del Presidente de la Comisión así como la composición de ésta. Por otro lado, a él se deben también actuaciones de gran relevancia, entre las que cabría destacar, la denuncia de los vuelos ilegales de la CIA, el rechazo a la jornada laboral de 65 horas semanales, las advertencias sobre el urbanismo salvaje en España o la aplicación de "cláusulas sobre derechos humanos" en los convenios con terceros países, la creación de un fundamento jurídico para las acciones de la UE en materia de derechos humanos y para que la promoción de éstos y de la democracia se convirtiera en parte integrante de su política exterior.

Una baja participación electoral, y teniendo en cuenta el grado de movilización presumible en el mundo que transige con la violencia y la extorsion, beneficiaria sin duda a la candidatura públicamente respaldada por quienes nunca han condenado los crímenes de ETA. Evitar que personajes a los que jamás se les ha oido critica alguna contra el terrorismo etarra estén presentes en el Parlamento europeo constituye una responsabilidad de todos, que no puede ser eludida. Eso sólo se consigue minorando, mediante la participación, el peso relativo de esa opción que va a utilizar estas elecciones como plataforma de lanzamiento que contrarreste la marginalidad en que se encuentra en la política vasca.

Muchísimos defectos aquejan todavian a esa realidad que no ha mucho cumplió medio siglo de existencia. Carencias notorias en materia de profundización en los derechos humanos, en perfeccionamiento democrático o en política exterior común. Mas, ¿cómo hacerlos frente desde la indiferencia cuando inevitablemente inciden sobre nuestra vida y la de quienes la comparten con nosotros?

44 comentarios:

carmencmbejar dijo...

Una descripción de la escultura que sobrecoge, sin duda. A mí particularme me gusta otra imagen de un gálata suicidándose después de matar a su mujer, que pende sin vida de uno de sus fuertes brazos. Es una composición más compleja. Quizás el gálata cuya vida se escapa por sus heridas, que muere en solitario, sea más estremecedor por su simplicidad.

Saludos

Selma dijo...

Para mí una de las esculturas más hermosas que haya visto... tiene un rostro bellísimo...

me impactó cuando lo ví y recordarlo me vuelve a impresionar..

Besos, Mi Romana y gracias por traerlo aquí con este texto que tan bien lo describe..

Manuel Márquez dijo...

Hay ocasiones -y ésta es una de ellas- en que las palabras -no sé si llegan a mil, o no- valen casi tanto como las imágenes que glosan: hermosas, sentidas e ilustrativas. Gracias, compa Isabel, por hacérnoslas llegar...

Un fuerte abrazo.

ANABEL dijo...

No conocía la escultura, ni el texto, ni nada de nada, y me ha encantado. ¡Que capacidad para sorprendernos tienes!.
Besos

Irene Adler_Wasp dijo...

Bello texto de Portela sobre la que para mí es la escultura más bella del mundo grecorromano.
Saludos

unjubilado dijo...

Perfecta descripción de El Galo Moribundo.
Creo que es una copia romana de un original griego, perdido, y probablemente hecho en bronce.
Pensaba que tenía hecha una foto de él, pero entonces no conocía todo su significado y no la hice.
Un abrazo

Natàlia Senmartí Tarragó dijo...

Cada vez que la contemplo me quedo estremecida. La agonía de un guerrero galata; la última respiración, la herida, el torque celta en el cuello, la mano apoyada en la espada, el cuerpo entregado, joven, a la muerte. El rictus de dolor transmite el cercano encuentro con sus dioses de la natura; el ciervo, el jabalí, el roble...a ellos se dirige con orgullo, con rábia y con tristeza.

La obra helenística, encargada por Átalo I de Pérgamo para celebrar su victoria contra los gálatas, original en bronce, fue copiada en mármol. Trazada por manos magistrales, rendía homenaje al vencido. Esa belleza en piedra, al parecer viajó a Roma para ser exhibida. Astutamente, tanto Átalo como los romanos advertían que no hay mérito ninguno en vencer a pueblos dóciles y cobardes, así que alabando a los enemigos valerosos, se alababa a quienes los vencieron.
Existe otra con idéntico dramatismo y protagonista similar: "Galata suicida", dándose muerte después de haber acabado con la vida de la esposa, para evitar la humillación caer prisioneros, estremecedora, en Museo Palazzo Altemps.

La Dame Masquée dijo...

Madame, a ver si hoy puedo dejarle mi saludo, que ayer lo intentaba y me salia que no estaba disponible el servicio.

Le decia que ha elegido usted una de mis esculturas favoritas, que me tiene fascinada desde la escuela y es de esas obras que jamas puedes olvidar.
Y le decia tambien que era un fragmento bellisimo el que habia inspirado.

Ah, y que ayer tenia una sorpresa en mi blog para usted :)

Bisous, madame

Dilaida dijo...

Vi ante mí al gladiador caído:
Se apoya sobre su mano – su frente varonil
Acepta la muerte, pero conquista la agonía,
Su cabeza caída baja gradualmente
Y a través de su costado las últimas gotas, fluyen despacio
Desde la roja herida, caen pesadas, una a una,
Como el primero de una tormenta de truenos; y ahora
La arena gira a su alrededor – él se ha ido,
Antes de que cesara el inhumano grito que graznó el miserable que le ganó
...
Lord Byron plasmó esta imagen en palabras en el Cuarto canto de su poema "Las peregrinaciones de Childe Harold".
Bicos

Cornelivs dijo...

Vuelves a sorprendernos Isabel. Bella estatua y lindisimo texto.

Un abrazo enorme y feliz fin de semana.

Marci dijo...

Con ganas de volver a Los Museos Capitolinos, para contemplar tranquilamnete esta oda a la agonia del guerrero.Roma siempre conserva este don, sorprende una y otra vez.
Besos

Lala dijo...

DEsde luego, la escultura es hermosa, y leyendo el texto todavía me lo parece más.


Un beso


Lala

GABU dijo...

Cuanta belleza se puede plasmar en una imàgen de tanto dolor!!!

P.D.:Insisto,estos pòstulos tuyos amiga me dan todas las ganas de subirme rauda a un aviòn...


BESITOS CONMOVIDOS

Dilman dijo...

Nadie es más libre que quien escoge su forma de morir, esa es la expresión de este guerrero, es la actitud del vencedor de la muerte, antes del combate su propia muerte ya estaba vencida. Como dice el escritor su dolor no se relaciona con la cobardía, solo es un paso obligado a otra dimensión, nada mas que eso.
Un gran abrazo Isabel!

fab - golem dijo...

Hola Isabel:

Bonito texto el de Portela. Y me gustó mucho también la invocación a Juno. Que Junio y el verano nos sean propicios.

Un beso

PD: ¿Te llegó mi correo explicativo?

Cornelivs dijo...

Mi querida amiga Isabel.

Hoy en el blog del Manifiesto he publicado tu opinión y la de Fernando Manero sobre las elecciones europeas. Agradezco profundamente vuestro amable comentario.

Este es el enlace:

http://manifiestoporlasolidaridad.blogspot.com/2009/06/cinco-razones-para-votart-en-las.html

Te envio un cariñoso abrazo, deseandote que pases un feliz fin de semana...!

Natàlia Senmartí Tarragó dijo...

Se me olvidaba...Isabel Romana, en mi blog, para ti, tienes un Eros dulce y bello, que fotografié en el Arqueo. de Atenas, te lo mereces. !Salve y besos! Natàlia

fgiucich dijo...

Aquellos que tenemos por Roma esa extraña pasión, leer esta bella descripción del "Gálata muribundo", nos conmueve totalmente. Gracias por el regalo. Abrazos.

Soledad Sánchez M. dijo...

La escultura es una belleza, y la descripción del último segundo de su vida... simplemente magistral.

Un beso.

Soledad.

elena clásica dijo...

Me atrapó este texto profundamente poético, comparto tu emoción ante la belleza de las palabras y de la escultura gloriosa y doliente. La capacidad de asombro, suscribo la idea, nos mantiene vivos.

Agradezco muchísimo tu entusiasmo sobre la toma de postura ante la realidad que nos ocupa y las palabras, así como el blog que nos aportas de Fernando Manero.

Es una delicia como siempre compartir tu mirada. Un beso, querida Isabel.

Mayte dijo...

Una de las esculturas más impresionantes, que captan esa esencia humana cuando se pierde ya casi la vida o si acaso se gana eternidad.

Un bikiño y buen fin de semana!

Myr dijo...

Cuanto dolor en esta estatua y recogido también en tu relato!


Besos

Lales dijo...

Gracias una vez más por todo, por tu post, con imágenes bellísimas y por la referncia del post de F. Manero.
Un abrazo

Natàlia Senmartí Tarragó dijo...

Amiga Isabel, amigas y amigos del clasicismo, os invito, desde luego si quereís, a leer lo que escribo sin apartar la mirada de Roma, en la web de la Revista literária: Gotas de Tinta 2, relato corto; "Finalmente, Quinto Petilio sonrió", por salir el 3.
También colgado otros en mi blog; "imaginar", que van por el camino de la Via Sacra.
Me interesa mucho la opinión de aquellos/as que conocen y aman el tema.
Besos y !salves!
Natàlia

krisish dijo...

Una de las mejores esculturas del período helenístico, gracias por volverla a traer a mi memoria.

Besos

Guarevers Son dijo...

Me parecen muy buenas esta esculturas, el tiene mucho talento...

me gustaria pasaras por mi blog, a ver que opinas

Ana Trigo dijo...

Siempre me ha encantado esta escultura. Sobre todo por la dignidad y la entereza con que el guerrero afronta su final. Maravillosa la foto querida Isabel.

Mónica dijo...

Espectacular escritura. Siempre me informo cada vez que vengo por aquí. Bss isabel

ybris dijo...

Me impactó desde el primer momento esa escultura.
Lo sigue haciendo cada vez que la veo o la recuerdo.
Un placer evocarlo desde aquí justamente tres horas antes de que vaya a votar por una Europa cada vez mejor y cada vez más por encima de un grupo de mercaderes.

Besos agradecidos.

Fernando© dijo...

Buenos días Isabel, me siento muy honrado de que hayas visitado mi humilde y muy reciente blog y te lo agradezco profundamente. Sobre todo por darme a conocer este tuyo, tan cultísimo. Saludos desde una Sevilla en primavera.

mia dijo...

Hay una frase clave para mi, la que me hace conectar con la visión, la vivencia completa...

Acaba de soltar su espada al abatirse. Resuena todavía el eco sordo del metal al contacto con la tierra.

Si, es el punto exacto en el que se conecta...

Isabel dijo...

Impresiona, sin duda, su belleza, su porte y su dignidad, aún agonizando. Besos.

ANTONIO MARTÍN ORTIZ dijo...

Impresionante la descripción del Gálata Moribundo. Da la sensación de que la vida está luchando contra la muerte y ésta no acaba de apoderarse de la otra. El Gálata quisiera seguir viviendo, pero el peso de las heridas recibidas se va a superponer al deseo agónico de vivir.
Parece una tragedia griega condensada en un mármol.
Impresionante visión de todo lo agónico.

Beuna descripción de ese Titán moribundo

Un beso,

Antonio

Colo dijo...

Un post muy bello, con toda la información... Da gusto leerte y apreciar a través de tus palabras!

Gracias por ello!

Un beso

Susy dijo...

El dolor representado es hermoso. Hace algún tiempo escribí para una revista, por encargo, un artículo sobre la literatura en relación con la enfermedad y el dolor y, de verdad, valió la pena por la repercusión satisfactoria que tuvo, que aún colea.
Por eso me ha parecido especialmente interesante tu post, como siempre extraordinario.

Un beso, querida Isabel.

El llano Galvín dijo...

Hola Isabel!
Magnífico texto, aunque el gálata bien lo merece. A mi gusto quizá esté demasiado recompuesto y pulido pero como escultura es bellísima, sería increible ver el monumento completo y poder contextualizarla.
Un beso!!

SUSANA dijo...

Antonio Portela también, con sus letras esplendorosas, "talla" nuevamente el Gálata Moribundo. Interpreta profundamente el dolor y deja este testimonio insuperable, que con tan buenísimo criterio, has rescatado para nosotros.

Muchas Gracias Isabel!

Gracias también por tus reflexiones al pie del artículo. También, este lado del mundo, seguimos con interés esta página de la historia que se escribe en Europa.

Mil Besos y Abrazos Amiga Querida!

Clarice Baricco dijo...

Otro regalo me das.


Abrazos hermosa Isabel.

Tawaki dijo...

Muy interesante el texto que copias, y muy bonita tu descripción de esta escultura que tanto me gustó cuando tuve oportunidad de verla.

Un beso.

Anónimo dijo...

Bibi, vive y deja vivir!!!
Viva la mujer que no te interrumpió voluntariamente tu vida durante su embarazo!!!
Viva la madre que te concibió!!!
Subhumano
En 1930, Alfred Rosenberg en Der Mythus des 20. Jahrhunderts utilizar el término Untermensh (subhumano) para referirse a aquellos que, supuestamente, se hallaban por debajo de lo humano. El término hizo fortuna y en 1933, una publicación de la SS titulada precisamente El subhumano cargó contra los judíos indicando que pertenecían a esa categoría. En 1942, la Oficina principal de la raza del III Reich distribuyó un panfleto titulado Der Untermensch (El subhumano).

El texto tuvo una tirada de 3.860.995 ejemplares en alemán y además se tradujo a otras catorce lenguas europeas más. En la obra se señalaba que “el subhumano, que biológicamente aparenta ser una creación de la naturaleza similar con manos, pies y una especie de cerebro, con ojos y una boca, es, sin embargo, una criatura completamente diferente”. A esas alturas, el método nacional-socialista resultaba obvio. Para emprender con éxito la gigantesca tarea de exterminar a millones de seres humanos, antes había que desproveerlos de su condición de tales. Apelando a la ciencia – una ciencia risible, dicho sea de paso, judíos, enfermos mentales, personas con dolencias irreversibles fueron clasificados como algo vivo, pero no humano. Una vez colocados en ese grupo, la tarea del exterminio masivo podía llevarse a cabo con total tranquilidad. Y, efectivamente, así fue. Comento todo esto no por el gusto de desplegar ante el lector algunos datos poco conocidos de la Historia del nacional-socialismo alemán, sino para indicar que estaba prácticamente convencido de que el concepto de subhumano había quedado confinado a las páginas más siniestras de la Historia hasta que esta semana tuve ocasión de escuchar a la ministra Aído afirmando que un feto era un ser vivo, pero no un ser humano como había dejado de manifiesto la ciencia. Si en vez de escuchar semejante dislate con acento andaluz lo hubiera oído en alemán, les doy mi palabra de honor de que hubiera puesto mi mano en el fuego porque acababa de pronunciarlas un convencido miembro del partido nacional-socialista obrero alemán (NSDAP). Si la ignorancia es una eximente – y resulta más que dudoso – quizá la ministra sea inocente, pero esa circunstancia no se puede aplicar a Ángel Gabilondo, el ministro de educación. Cualquier persona decente habría respondido que las palabras de la ministra son, como mínimo, una majadería. Pero, interrogado sobre ellas, el señor Gabilondo prefirió escudarse en la frivolidad para no descalificar a su más que objetable compañera de gabinete. Para ser sinceros, no sé cuál de las conductas me parece peor, si la de una ignorante que priva a seres inocentes de su carácter humano para legitimar que se los extermine en masa sin el menor escrúpulo de conciencia o la del profesor universitario que, encaramado a una poltrona ministerial, se inhibe con una gracieta de denunciar semejante barbaridad. En el III Reich, hubo idealistas, no pocas veces semianalfabetos, dispuestos a ejecutar cualquier orden que procediera de su Führer como una señal de progreso, pero tampoco faltaron sujetos con más instrucción, ascendidos a cátedras o ministerios, que se limitaron a mirar hacia otro lado al ver cómo se expulsaba a los judíos de sus trabajos y se preparaba a la población para el baño de sangre. Se puede discutir quién tuvo más culpa del genocidio, pero sus bases quedaron asentadas cuando alguien afirmó que algunos seres humanos eran subhumanos.

Pilar dijo...

A la emoción de el gálata moribundo se le añadió la realidad de las europeas. Me quedo con el primero visto lo visto, y es que efectivamente las minorías --o eso creemos-- más extremas que encuentran cobijos en otros menos minoritarios se han situado muy cerca del poder. Tú que sabes tanto de historia serás consciente del peligro que tiene eso al lado de una recesión económica.

Y el gálata, una belleza. me quedo con elsabor de un texto tan bonito. Gracias

Mayte Llera (Dalianegra) dijo...

No en vano esta hermosa descripción del Gálata Moribundo procede de la gloriosa pluma de un poeta, pues nadie mejor habría descrito, ni con mayor belleza, los avatares bélicos del supuesto héroe que inspiró tal proeza artística. Un besote, Isabel.

Anónimo dijo...

Haciendo una búsqueda casual de imágenes en Google, me ha salido esta entrada de blog. No puedo dejar de enlazarla con http://www.bubok.com/libros/11449/El-heroe-insuficiente, que es, también, una interpretación de esa escultura.

Isabel Romana dijo...

Muchas gracias por el enlace, anónimo. Parece un libro muy interesante, como suelen ser todos aquellos que nos enfrentan a dilemas terribles. Saludos cordiales.