martes, noviembre 21, 2006

CUPIDO Y PSIQUE (XII).- Psique se enfrenta a su destino.




Sentada sobre una piedra a un lado del camino, Psique trata de reponerse del cansancio y el miedo. Lleva días y días vagando sin rumbo, persiguiendo inútilmente a su marido. A esa angustia se ha añadido otra nueva: el saber que la diosa Venus está encolerizada con ella y la anda buscando. Ahora comprende que su matrimonio – ese matrimonio tan feliz y tan breve – no había sido conocido ni autorizado por la madre de Cupido. Por ese motivo él insistía en que se mantuviese oculto. Siente el corazón más seco y pedregoso que el paisaje que la rodea, más vulnerable que una florecilla que ha quedado aplastada bajo su sandalia, más indefenso que el cuerpo de una mariposa con las alas quebradas.

Si ni las más grandes y veneradas diosas pueden ayudarme – piensa – nadie en el mundo me puede socorrer. ¿Dónde podría refugiarme de la ira de Venus? ¿Qué cueva, qué sima, qué piedras serían lo bastante oscuras, profundas y densas para ocultarme a su mirada? ¿Qué mortal se arriesgaría a ofenderla por mi causa? No puedo escapar.

Estos pensamientos la llevan a concluir que es preferible hacer frente a su destino. Quizá si se entrega y demuestra que sabe ser sumisa, Venus se aplaque. Tal vez le conmueva ver su vientre abultado y le alegre la perspectiva de tener un nieto. Hasta es posible que Cupido se haya refugiado en casa de su madre y pueda encontrarlo allí. Con esas y otras razones fortalece su espíritu y reaviva sus esperanzas. El día se ha vuelto brillante, espigas y campanillas crecen a la vera del camino, y el sol que estaba en su cenit comienza a marcarle el camino a occidente. Irá a Roma donde, en el valle de Murcia, tiene su santuario Venus.




La diosa Venus no ha perdido el tiempo. Ha solicitado y obtenido el permiso de Júpiter para que el mensajero de los dioses, el veloz Mercurio, pregone por todos los pueblos y rincones de la tierra la descripción de su esclava, la princesa Psique, y ofrezca una recompensa a quien la entregue o la denuncie.

- Siete dulces besos de Venus en persona y uno más, que será pura miel, con la puntita de la lengua – pregona Mercurio por donde va. Para delatar a la fugitiva y recibir tan exquisito premio, el denunciante ha de presentarse en las columnas del pórtico del templo de Venus en el valle de Murcia.

Cuando Psique está en las proximidades del templo, sale a la puerta una de las doncellas de Venus quien, al verla, la agarra por los cabellos y, profiriendo mil insultos, la arrastra ante los pies de su señora.

- ¡Así que estás aquí! – ruge Venus, entre risotadas fruto de su cólera – ¿Has venido a verme a mí, tu queridísima suegra, o acaso vienes a visitar a tu maridito, al que has quemado de manera espantosa y está a punto de morir? – y girándose imperiosamente hacia su derecha, da voces a sus otras criadas –¡Que se presenten ahora mismo mis siervas Inquietud y Tristeza! ¡Que la atormenten con sus armas hasta que yo diga basta!

Cuando acaban con esa tarea y devuelven a Psique a presencia de Venus, la joven no puede más. No se atreve a levantar la cabeza y mirar a la diosa, pero en su imaginación se la representa más furibunda y horripilante que la propia Medusa, cuya sola mirada convertía a los hombres en piedra. Su furor no se ha calmado un ápice, y sigue dando vueltas y vueltas por la habitación. Se ríe de ella y se burla de manera descarnada.

- ¡Miradla, qué fea y gorda está! ¿Creías que me ibas a enternecer con tu barriguita…? – le dice tras insultarla de todas las maneras – Piensas que me hará feliz ser abuela. ¡Qué estúpida eres! ¿Cómo podría complacerme tener un nieto de una esclava? Además, tu hijo, si es que permito que llegues a parirlo, será un bastardo: tu matrimonio no vale nada, porque se ha realizado sin testigos y sin el consentimiento de los padres.

Psique soporta las vejaciones y las amenazas en silencio. Si es cierto que Cupido está en peligro de muerte por su culpa; si por haberle hecho daño pierde también al hijo que está esperando, su propia vida no tendrá ningún sentido ni valor. Percibe, con más intensidad que nunca, su absoluta soledad e indefensión. Se deja vencer por el desaliento, porque su destino no está en sus manos, sino en las de Venus.

La diosa, entonces, ordena a sus criadas que le traigan sacos de lentejas, habas, trigo, cebada, mijo, garbanzos y semillas de amapolas y, cuando los tiene ante ella, los manda vaciar sobre el suelo y mezclarlo todo.

- Ahora separarás una a una esas semillas y las clasificarás de nuevo. Voy a un banquete de bodas y quiero ese trabajo realizado cuando yo vuelva. Ya veremos si eres más eficiente que fea. Aunque ¡lo dudo mucho!

La joven se sienta en el suelo, incapaz de comenzar una tarea que se le antoja imposible. Pero he aquí que una hormiga, compadecida del maltrato que está recibiendo la esposa de Cupido, esa muchacha hermosa a la que el dios ama más que a nadie en el mundo, corre por todas partes y alerta a sus compañeras. De inmediato se forman interminables hileras de hormigas que con auténtico frenesí se ocupan de separar las semillas por clases y colocarlas en montones. Concluida la tarea, desaparecen sigilosamente.

Venus regresa y observa el resultado mortificada. Niega a Psique ningún mérito, al contrario, dice saber que ha sido Cupido quien le ha prestado ayuda. Le arroja un mendrugo de pan y la deja a solas.

Psique cae al suelo rendida. Durante esta jornada interminable, sus fuerzas han estado varias veces a punto de abandonarla. Sin embargo, las últimas palabras de su suegra la han reconfortado: si Venus piensa que Cupido la ama, aún hay esperanzas para ella.

NOTA: El texto en cursiva, está tomado literalmente del libro de Apuleyo "El asno de oro", en traducción de Lisardo Rubio Fernández.

* Figura femenina. Museo del Ara Pacis.

**Valle de Murcia en Roma. Los árboles del fondo están sobre la colina del Aventino.

***Detalle del Templo de la Sibila. Tívoli.

****Cupido. Museo del Louvre.Fotografía de Emilio Gañán

76 comentarios:

Goathemala dijo...

Tu prosa me arropa y envuelve de tal manera que hasta pienso que este teclado es romano.

Gracias y saludos.

Elena dijo...

Aún queda esperanza... ese sentimiento que permanece en nuestro interior aunque nuestras fuerzas se agoten, aunque la vida nos muestre el lado más amargo. Psique espera y yo con ella.
Besos.

Rafael PQ. dijo...

Isabel, recibi tu invitacion para venir, voy leyendolo poco a poco.
Besos¡

Harry Reddish dijo...

me sigue sorprendiendo la manera en que relatas la historia, y si hace unas entradas te dije que quería conocer el desenlace, ahora me gustaría más que siguieras deleitándonos con más muestras de tu talento y que alargaras la historia... aunque pensándolo mejor, también me gustaría conocer otras historias mitológicas. Muchas gracias y un beso

Salud

eggy dijo...

Un placer, Isa, y al igual que Harry me debato entre que no se termine para seguir disfrutando la historia y la curiosidad por lo que sigue.
Besos!

Angelusa dijo...

Odio de Venus hacia Psique y amor de esta a Cupido. Si a esto añadimos la alegoría de las hormiguitas, esto no es otra cosa que la vida misma.
Siga usted, Isabel...

Vade retro dijo...

Si es que las suegras siglo tras soglo han sido difíciles de llevar.
Un beso Isabel, me alegra que hayas dejado tu huella en el polifónico.

Umma1 dijo...

Vaya suegra...

El amor puede ser tan egoista y destructivo.

Es interesante ver como la culpa aparece en la historia. La culpa como reparadora.

Saludos

Sirenita dijo...

Me pregunto qué puede pasar, si el amor triunfará. Ya estoy deseando leer la próxima entrega.

MARIA DEL NORTE dijo...

El ser humano es incríble. Cae, se levanta. Vuelve a caer, otra vez de pié.
Psique es el reflejo de la esperanza hecha llama en su piel, al escuhar las palabras de Venus respecto al amor que aun siente Cupido por ella.
Y seguramente, volverá a intentarlo...

Una de las Moiras...¿O Gorgona? dijo...

Y la intriga crece aún. Pero que maravilloso el regalo que puede dejar una palabra que quiera herir: el pensamiento de que aquel aún la ama. He pensado continuamente en Psique caminando por la ciudad de México, arremetiendo contra sus propias dudas y durmiendo hasta que tus letras la vuelva a erigir.
Un abrazo!

foton dijo...

Ufff!! Si los dioses se comportan de forma tan cruel y despiadada...que podremos esperar del ser humano?.

La verdad, es que me suena a una tremenda contradiccion que Venus la diosa del amor se comporte de esta manera.

NO TE CREO !!!!!.

Saludos.

Grimalkin el Bardo dijo...

Venus, inconmensurable Venus... qué ejemplo del manejo de los opuestos nos has regalado con éste pasaje, querida Isabel. Venus, la diosa misma, cuyos besos valen tanto, no puede estar en su extremo sin conocer su opuesto idéntico: el límite de la crueldad, el paroxismo iracundo del desprecio. Es lógico su proceder, es una Diosa, y así son los arrebatos de su personalidad.

Sencillamente fascinante.

Un abrazo afectuoso de uno más de tus lectores, Isabel querida.

;)

cieloazzul dijo...

ufff amiga....
Cada día que te leo me quedo pensando en el mañana...
ya quiero seguir con ésta historia!!!
me encanta!
besos:)

Ixchel dijo...

Que historia ahora si me puse al día. De hecho en mi próximo blogs de recomendaciones va el tuyo, me deleitas con tus historias.

¡Eres genial!

Javier dijo...

Dicen que 'una imagen vale más que mil palabras'. Aquí hay 4 imágenes y 1048 palabras. Imágenes preciosas, pero... palabras divinas (y nunca mejor dicho).

Isabel, si le envías 1000 palabras a Venus para que se apiade de Psique, me dejo dar los siete besos más uno.

Besos, diosa.

arandanilla dijo...

Casualidades de la vida, mi hermana pensando en irse a vivir a Roma y tu visita en mi blog. Es precioso este espacio. Fotos lindas las tuyas. Espero visitarte más a menudo y leerte detenidamente. Seguro que he de aprender mucho...gracias.

Acus dijo...

Aquí se ve que la pequeña hormiguita tiene más corazón que Venus, bueno, es que no era una hormiga cualquiera, era la diosa de las hormigas.
Aún así, a Venus se le pasó algo por alto: como ella no contó las semillas que estaban en el suelo, no se dio cuenta de que faltaban muchas..., ¡claro! ¡se las llevaron las hormigas! Dijeron que iban a ayudar a Psique..., pero seguro que eso era una tapadera...
Siete dulces besos y uno más para ti, Isabel Romana.

Silvana dijo...

Qué no se termine, que no se termine!!, quiero que me cuentes cuentos infinitamente ;)
Un abrazo

Aurefaire dijo...

Mi dios q historia!!!!! q vivan las hormiguitas!!!!! me enternecio`mucho esa parte!
Besitos de hada!!!

Nausicaa dijo...

Me encanta esta historia, el mito reescrito y lleno de fotografías que nos transportan a aquella época en que todo lo que narras parecía poder ser real. Muchas felicidades, un blog fascinante.

Saludos.

Adrià Urpí dijo...

Venus, además de Diosa del Amor, es la personificación misma de los Celos (así en mayúscula).
Estupenda forma de contarlo.
Besos.

ydaledali dijo...

¡Ssssu Mmmmadre! ¿y con esa suegra para que quiere enemigos?
No digo yo si ni Venus se salva del odio y la venganza cuando le tocan al nené...uff me recorde de algunas por ahí... un abrazo

manuel dijo...

El amor tiene caminos misteriosos, no todo es color de rosa.


Saludos

rafico dijo...

Creo que abordar los arquetipos mitológicos nos sorprende.

"Siete dulces besos de Venus en persona y uno más, que será pura miel, con la puntita de la lengua"

Creo que ello es tóxico, cada beso sería como un mordisco educado…

Pobres dioses tan humanizados...

Un abrazo.

Apologista dijo...

Qué cruel Venus, imagino que no será lo único que deberá atravesar Psique verdad?
Como siempre Isa, una historia que me deja pensando. Gracias.
beso, Mar.

carme dijo...

preciosa historia, no lo puede ser más. La aparición de las hormigas es algo que no me esperaba.
Sigo atenta a la historia.
Tu fiel lectora
carme

ROx dijo...

Y esas cosas pasan, en version moderna, sin Dioses y sin siervas, hoy, en la casa del vecino. No hemos cambiado mucho.

Leo Zelada Grajeda dijo...

Piensas publicar un libro con esta serie?

Isabel Romana dijo...

Hola goathemala, los romanos fliparían si se hubieran encontrado con un teclado así... Besitos y gracias.

Hola elena, cuando dicen que la esperanza es lo último que se pierde, deben tener razón. Besos.

Saludos, rafael p.q., ve a tu aire y no te preocupes. Estas series resultan un poco largas de más.... Besos.

Hola harry reddish, haré todo lo posible para que las siguientes historias (todavía no sé cuales) no te decepcionen. Besos, querido amigo.

Hola eggy, todas las cosas tienen un final, eso es evidente. Lo bueno es que después de una historia viene otra, y luego otra y otra... Besazos.

Isabel Romana dijo...

Hola angelusa, hay una especie de acuerdo general en el universo de Psique para apoyarla. Te has dado cuenta ¿no? Todos desean que triunfe el amor. Besitos.

Hola vade retro, las suegras tienen muy mala fama y seguro que en gran parte inmerecida. No es el caso de Venus, que se las trae... Besos.

Hola umma1, hay en la historia una aceptación total de lo que disponen los dioses, ya ves, desde aquel primer matrimonio con un monstruo hasta la situación actual de vejaciones y penurias. Sí, creo que Psique se siente culpable. Besos.

Saludos sirenita, tú y tus congéneres sabéis mucho de estas historias. No sé si conoces el libro de Alvaro Cunqueiro titulado "Merlín y familia". Allí habla de una sirenita como tú. Besos.

Isabel Romana dijo...

Hola maría del norte, creo que Psique ama tanto a Cupido, que se va a aferrar a cualquier cosilla, al más nimio detalle, para seguir luchando. Besos y hasta pronto.

Saludos, una de las moiras...¿o gorgona?, tienes toda la razón: a veces, las palabras destinadas a herirnos son las que nos ayudan a levantarnos y seguir. Debe ser un bello contraste andar por México y pensar en Psique. Besos y hasta pronto.

Hola, amigo y descreido foton. ¿No nos lleva el amor a las cumbres más altas de felicidad y bienestar y es capaz luego de hundirnos en la más absoluta de las miserias? Pues eso es lo que se demuestra aquí, con el comportamiento de Venus, que no sólo es diosa del Amor, sino que lo representa: desde el beso de miel, hasta la afrenta más dura, todo eso cabe cuando se esclavo del amor. Y si este argumento no te ha convencido, ¡date un paseo por la blogosfera...! Superbesazos, amigo.

Isabel Romana dijo...

Saludos, grimalkin el bardo, tienes razón en cuanto a la naturaleza de los dioses, cruel y caprichosa, siempre arbitraria. De todos modos, quiero insistir en que estoy siguiendo el texto de Lucio Apuleyo, de modo que no es mérito mío cómo discurre esta historia, lo único que hago es transmitírosla de una manera un poco diferente, pero nada más. En cualquier caso, la acogida que estáis dado a esta fábula pone de manifiesto la vigencia de estas viejas fábulas mitológicas y el valor que tienen como fuente de conocimiento. Gracias por tus palabras. Un beso y hasta pronto.

Hola cieloazzul, ojalá tu nombre fuera cierto todos los días. El cielo, a veces, se oscurece al mismo tiempo que nuestro espíritu. Mira la pobre Psique. Besitos y hasta pronto.

Saludos, ixchel, muchas gracias por tu recomendación, eso es algo que nunca se agradece bastante. En cuanto a esta historia, ya sabes, me limito a re-contarla. Besos y hasta pronto.

Bueno, javier, seguramente Venus te daría a ti los siete besos más uno, y quizá algunos más gratis, sin que tuvieras que hacer nada a cambio. Hasta es posible que te los haya dado ya... Es caprichosa e insobornable. Besitos, querido amigo.

Hola arandanilla, si tu hermana está pensando en irse a vivir a Roma, dile que se pasee por el blog y lea algo de lo que hay por aquí. Verás como le ayuda a decidirse. Muchas gracias por tu visita y hasta pronto.

Hola acus, imagínate, el mundo entero está pendiente - como nosotros - de lo que le ocurre a Psique: desde la reina de las diosas Juno, hasta las hormigas más humildes. Y es que el corazón del universo aspira a ver triunfar el amor. Besos y abrazos con la mayor dulzura.

Hola silvana, ¡y luego dicen que los cuentos no suscitan interés...! Ahora que en España se está acercano el invierno, verás cómo pasamos muchas tardes calentitos/as, al calor del fuego, con el cafecito y nuestras historias... Besos.

Isabel Romana dijo...

Hola aurefaire, es conmovedor que la naturaleza nos ayude. Y tremendo lo que nosotros la maltratamos a ella. Besos, querida amiga.

Saludos nausicaa, una condición de tu propio nombre es que creamos en él, con todo lo que nos evoca del viaje de los viajes, el retorno de Odiseo a Itaca. Y lo mismo ocurre con estas historias, tienen que parecernos creibles para que las disfrutemos de verdad. Me alegra que te guste. Besos.

Hola adrià urpí, desde luego que representa los Celos con mayúscula, como bien dices. Y casi sería imposible otra cosa, porque los celos - aunque sean mínimos - acompañan siempre al amor. Besos.

Saludos ydaledali, desde luego este amor maternal y posesivo de Venus no es un invento, porque como muy bien dices, se ve por ahí y más a menudo de lo que nos creemos. Besos.

Hola manuel, caminos misteriosos y ásperos también. El amor es una conquista. Besitos.

Hola rafico, esos besitos de Venus hacen soñar a los mortales, desde luego. En cuanto a los dioses, seguramente los antiguos no podían imaginárselos de otra manera. Una forma de conocerse a sí mismos y prevenirse. Saludos cordiales.

Isabel Romana dijo...

Saludos, apologista, tu intuición no te ha fallado. Como en la vida misma, hay algunas pruebas que es necesario superar. Besos y hasta pronto.

Hola carme, ciertamente es sorprendente que las hormigas quieran ayudar a Psique. Aunque no hay que olvidar que también ellas tienen capacidad de sentir y amar. Sin duda, Psique cuenta con la empatía de todos los seres vivos. Besos.

Saludos, rox, no hay novedades en el género humano desde hace milenios. Un asunto que nos debería hacer reflexionar. Besos y gracias por tu visita.

Hola leo zelada grajeda, no tengo previsto ningún libro, aunque ¿quien sabe? Saludos cordiales.

MORGANA dijo...

Y sigue la tensión. Que solidarias las hormigas.
Besos.

marcaliope dijo...

El asno de oro es uno de mis tantos libros preferidos:)

Me ha gustado mucho la solidaridad de las hormigas. Ah si fuérmos los humanos para los humanos, de la misma forma...

marcaliope dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Daniellha dijo...

Isabel...puedes hacer algo?. Por favor que las hormigas, se le suban por todo el cuepo a la Venus, para que tenga su merecido, ufff odio a las suegras. Pero sigue que está demasiado genial.
Besos.

Gabu dijo...

Perdón nuevamente ISA por mi impertinencia...
Pero es que al leer tu fantástico relato me distiendo en el disfrute y,espero que me permitas "mechar"otra pavada de las mías últimamente...jajaja
Digo,no?En esa época no conocian el dicho:"cuando la limosna es grande hasta el santo desconfía",no?
Desde cuando una suegra reconforta?!jajajajaj
Otra vez mil perdones...
Y mil besossssss

marely dijo...

Me encanta venir y perderme en sitios donde puedo aprender más de la esperanza, de la ilusión, de las emociones, me tardo en visitar, porque ando de niñera, pero amenazo con regresar... me encanta leerte!!!

Clarice Baricco dijo...

Por qué la maldad? por qué el odio? por qué?

Sigo....

caboblanco dijo...

La maldad y el odio, francamente, porque somos así; es una parte de nosotros más fácilmente aflorable que otras...

Un abrazo

Juan dijo...

El destino nos maltrata, nos eleva, nos humilla, nos engaña, nos premia, nos castiga..., pero sólo el amor nos da fuerzas para hacer frente a sus veleidades. El amor CASI siempre triunfa. Es un placer leerte. Quisiera que no terminara nunca la historia que nos cuentas poniendo tu sensibiliad e imaginación a lo escrito por Lucio Apuleyo. Siete dulces besos en tu inmaculada frente (tengo 66 primaveras ¿Comprendes?).

TICTAC dijo...

Esclava de Venus..en todos los aspectos que representa la diosa...
pobre Psique, la ira de Venus es proverbial!
pero confio que a Psique la ayude la fuerza, mezcla de ese amor y suerte que alimentan sus esperanzas...

Me encanto'.

Un abrazo

Badanita dijo...

Vengo a dejarte un ABRAZO muyyy GRANDE Isabel.
GRACIAS por absolutamente TODO.

:))
Besos.
Andy

(--b l a c k r a b b i t--) dijo...

ufff pobre psique si hasta me dan ganas de ir a socorrerla,como las hormigas,cupido es una mamon definitivamente.



)))saludos(((

Isabel Romana dijo...

Hola morgana, creo que las hormigas representan muy bien que hasta el más pequeño ser vivo se siente en sintonía con Psique. Y ya sabes que son tan laboriosas...Besos.

Hola marcalíope, compartimos la misma queja: lo poco solidarios que somos los seres humanos y, aún con mayor frecuencia, lo despiadados hacia todos los demás. Besos.

Hola Daniellha, pides mucho: ni siquiera las hormigas se atreverían a molestar a Venus. Bastante hacen con ayudar a su nuera en secreto... Besitos.

Hola gabu, te asiste la razón. Sin embargo, Venus no pretende, en absoluto, confortar a Psique. Esto es algo de lo que, a veces, no se dan cuenta las personas celosas: que su propia conducta pone de manifiesto el valor que otorgan a la persona objeto de sus celos.

Isabel Romana dijo...

Hola marely, la suerte de los blogs es que están disponibles a cualquier hora... me alegro que vengas y que lo hagas cuando te sea posible. Y que te vaya muy bien tu papel de niñera. Besos.

Hola clarice barrico, ya caboblanco te ha dado una respuesta a tu pregunta dolorida. Y, añadiré, ¿no nos forjamos en el dolor? En fin, besos, querida amiga.

Saludos, caboblanco, estas pasiones negativas nos retratan tanto o más que las positivas, desde luego. Y no parece que tengamos remedio. Besos.

Hola juan, tu puñado de primaveras bien te hace merecedor de muchos besos de Venus. También yo creo que el amor es una fuerza que nos sostiene cuando todo a nuestro alrededor se derrumba, incluso el propio amor. Saludos y hasta pronto.

Isabel Romana dijo...

Hola tictac, estoy convencida que a Psique le ayuda toda la energía que hay a su alrededor y que se canaliza, a través de ella, hacia el amor. Besos.

Hola badanita, muchas gracias por tus abrazos. Yo te envío un millón más.

Hola (--blackrabbit--), desde luego Cupido no está haciendo, de momento, un papel muy glorioso. Está herido, el pobre. Pero él está en lo alto, es un dios. Quien ha de ascender es Psique... Besitos.

AZUL dijo...

Simplemente delicioso Isabel, me siento realmente feliz de que me descubras tu espacio lleno de belleza en letras e imagenes, gracias por asomar por mi ventana y dejarme un rastro a tus Mujeres en roma, un placer, mitología con realidad fundidas con sensualidad, genial.

Un biko y nos leeremos!

Anónimo dijo...

Enhorabuena, tus palabras han conseguido que vuelva mi corazón a latir de esperanza, como Psique por la esperanza de recuperar a Cupido. Siempre he sido una enamorada del amor verdadero y en tus palabras me llevas a un mundo de fantasías desbordadas, al mundo de la fantasía que nos hace cuerdos, gracias por haberme dado alas (de Cupido) para encontrarme después de haberme perdido en la tierra del amor.

Pacita dijo...

Cuanta arbitrariedad han vivido las mujeres a lo largo de los siglos dentro del poder , los estados , las religiones y los dioses ....
Pero al parecer estamos condenadas al amor - ser las amantes en toda su gama - Como el caso de Antigona que logra transgedir las leyes del mandato de enterrar a su hermano ...
De esas luchas estamos estamos compuestas las mujeres...
Y tu Isabel siempre a la altura ....

pepa o.r dijo...

Hola Isabel, soy Pepa, de mylifeasateacher.blogspot.com
He leído tu post en mi blog y he decidido acercarme al tuyo...iré leyéndolo poco a poco. Por el momento decirte que me ha sorprendido gratamente tu fascinación por Roma, porque yo siento la misma. Viví allí durante un año maravilloso y me he propuesto volver al menos una vez al año. Mientras tanto me acercaré a ella a través de tus palabras. Un saludo.

Isabel Romana dijo...

Hola azul, gracias por tu visita. Tu blog es muy relajante, y pasar de pronto aquí, con este asunto tan crudo, es un mérito. Saludos cordiales y hasta pronto.

Saludos, usuario anónimo, es una satisfacción saber que esta vieja fábula - como todas las clásicas, tan olvidadas - haya servido para reorientarte. Es una lección para todos/as, y tiene muchas lecturas, todas enriquecedoras. Besos y hasta pronto.

Hola pacita, siempre las mujeres están en lucha. Sin duda, nos hemos forjado en la resistencia. Besos.

Saludos y bienvenida pepa o.r. Me causa mucha alegría compartir contigo el amor por una ciudad que es única en el mundo occidental. Con razón dicen de ella que es eterna, porque resulta difícil de olvidar. Seguiremos en contacto. Besos y hasta pronto.

Isabel dijo...

Hola ISABEL ROMANA.
Cómo has estado? espero que muy bien.Te dejo mis saludos
Y mis felicitaciones...es bella la historia de las mujeres de Roma.
A VECES PIENSO QUE EN OTRA VIDA TAMBIEN VIVÍ POR ESOS LADOS!
Si hay algo que me enloquece es la música italiana.

Liliana Cordovero dijo...

Grazie Isabel. Che belle fotografie che ci fai vedere!!

Rosa Ribas dijo...

Más

CILENCIO NO SE CALLA dijo...

niña sabia y humana, sabes manejar el suspenso como los dioses romanos, y eso es cruel, como vivir y no saber que pasa en el próximo minuto... y esos dioses no son ni crueles ni buenos, son hijos de los hombres, que son hijos de sus pasiones y ellas devienen de su instinto feroz de supervivencia. felicitaciones en Cilencio, vale.

anilibis dijo...

Me ha encantado lo de las hormiguitas. Me imaginaba a Psyche andando de puntillas entre ellas, observándolas extasiada... y a los de Pixar frotándose las manos con las posibilidades cinematográficas...

:)

TERREMOTO dijo...

Te devuelvo la visita corazòn, avergonzada, porque hace tiempo que no puedo pasar por tu casa.....
Veo que sigues escribiendo autènticas maravillas.
Miles de besos y abrazos atrasados, gracias por no olvidarme.
Muaksssssssssssss, volverè lo prometo y serà para ponerme al dìa.

Andrea dijo...

GRACIAS POR EL SALUDITO DE CUMPLEAÑOS...POR CIERTO, TU POST ESTÁ FANTÁSTICO...
CARIÑOS
ANDREA

EL HIPPIE VIEJO dijo...

VENUS SEGUIRÁ SIENDO TAN , HABER COMO DECIRLO ...MALA ? .
ME PARECIÓ EXTRAORDINARIO LA AYUDA DE LA HORMIGUITA Y SU EJÉRCITO .
ESTÁ MUY BUENO ISABEL .
SIGO CONECTADO .

AMIGA
QUE TENGAS UN BUEN DÍA

ADAL

Miriam G. dijo...

La próxima vez que necesite deshacerme de un ídolo Isabel, no dudaré en encomendarte el encargo, si eres capaz de pulverizar a la diosa del amor no quiero ni imaginarme de que serías capaz con un pobre mortal. Nunca volverá mirar a Venus igual, ¿su dulce sonrisa donde está?

Un beso, Miriam G.

Miriam G. dijo...

Fe de erratas donde dice volverá debería decir volveré.

Un beso, Miriam G.

Michelle מישל dijo...

que maravilla son los arquetipos nos permiten acceder a territorios desconocidos del inconsciente revelando la magica energia que nos mueve..Agradezco tu presencia en el Testigo..bienvenida..Michelle

almena dijo...

Es apasionante el relato, Isabel. He estado recuperando otros dos posts que no había leído.
Bien por las hormiguitas solidarias!

Un beso

Bettina Perroni dijo...

Cautivas tremendamente con la historia... y al mismo tiempo pienso, todo lo que uno es capáz de enfrentar por amor.

Quiero saber ya que pasará :)

Besitos,

Reaño dijo...

Psiqué, Psiqué: cuántas cosas he hecho en tu nombre...

Isabel Romana dijo...

Hola isabel, seguro que debiste vivir por allí. Todos lo hemos hecho alguna vez... Besos y hasta pronto.

Salve liliana codovero. Sei molto carina. Baci.

Rosa ribas, enseguida llega la continuación. De hecho, ¡ya ha llegado! Besos.

Hola cilencio, diste en el clavo: todas nuestras pasiones están proyectadas en el cielo como en un cine. Gracias por tu cilenciosa visita.

Isabel Romana dijo...

Hola anilibis, no me extraña que hayas visto a las hormigas, porque tú tienes una visión sensible y cósmica. Besos, querida amiga.

Saludos, amiga terremoto. No te apures, si yo sé que tú no paras...Besazos.

Hola andrea, gracias por pasar y hasta pronto.

Hola hippie viejo, las hormigas son más organizadas y civilizadas que los propios seres humanos, no digo ya los dioses... Besitos, querido Adal.

Hola miriam g., Venus (o el amor que representa) no siempre tiene para nosotros sonrisas, sino que nos reserva a veces grandes desdichas. Pero hay que buscar siempre a la Venus sonriente, la que da besitos de miel y nos eleva hasta los cielos y huir de la otra. Pero son la misma. Besos.

Isabel Romana dijo...

Hola michelle, es cierto que estos viejos mitos contienen verdades que nos son muy cercanas, aunque no alcancemos a verlas. Gracias por tu visita y hasta pronto.

Saludos, almena, verdaderamente conmueve la buena disposición y rapidez con que trabajan las hormiguitas, todo en favor de Psique y Cupido, ¡y sin que nadie se lo hubiese pedido! Besos.

Hola bettina perroni, creo que por amor somos capaces de hacer mucho más de lo que nos imaginamos. Quizá siempre ha sido así. Besos y hasta pronto.

Saludos, reaño. Seguro que ha merecido la pena pelear por Psique...

Niha dijo...

Curioso lo del fragmento de Apuleyo.

Leodegundia dijo...

Dos cosas destacaría en este capítulo, la primera que cuando uno de los miembros de una pareja se empeña en mantener oculta la relación, la otra persona debería de empezar a pensar si ese amor merece la pena y la otra cosa a destacar es que queda bien claro que los animales son más compasivos que las personas.
Muy buen capítulo. Un abrazo, me marcho para el siguiente.

alida dijo...

Isabel, estaba atrasada en los capítulos de psique y cupido
Este esta genial
Besos

Patricia 333 dijo...

Hace tiempo que no recibe visitas y arde en deseos de conversar y ser informada de las últimas novedades de cielo y tierra


Maravilloso todo lo que escribes

Amiga querida salgo para pasar la Navidad alejada de mi Ciudad pero queria venir a visitarte y desearte con toda mi alma una muy FELIZ NAVIDAD !!!

Dios te bendiga mujer hermosa