jueves, febrero 09, 2012

PRODIGIOSOS GEMELOS


“En las sociedades primitivas y en las civilizaciones superiores, el nacimiento de gemelos ha representado siempre un prodigio. De ahí la idea de que fueran detentores de poderes mágicos especiales, a veces positivos (portadores de abundancia) y otras veces negativos y, por tanto, se debían marginar y aislar. (…) También en el mito de Remo y Rómulo el hecho de ser gemelos los caracteriza como héroes antes incluso de que cumplan la empresa para la cual están predestinados”.

CARANDINI.- “La leggenda di Roma”, vol. I.
Traducción de Isabel Barceló



Nota: Mañana viernes colgaré un nuevo capítulo de la Fundación de Roma.


*Sarcófago romano. Museos Capitolinos. Roma. La foto es mía.

11 comentarios:

Dyhego dijo...

Menudo trabajazo estás haciendo, Isabel.
¡Muy bien!
Saludos.

Dilaida dijo...

Gracias por trabajar tanto para tenernos entretenidos.
Bicos Isabel

Dolors Jimeno dijo...

Nos vas metiendo en harina...
D.

Mª LUISA ARNAIZ dijo...

Yo los tengo y puedo decirte que hasta mí llegó la idea de que el que nacía primero había sido concebido el segundo, tal como interpretaba el Derecho romano. ¡Cuán larga es la sombra de Roma! Un beso, Isabel.

Maik Pimienta dijo...

La foto, y el placer de hacerla, tuyos enteros, seguro. Querida Isabel, disculpa las ausencias, precisamente en estos tiempo donde el entusiasmo es tan necesario, pero hombre soy, y tengo el entusiasmo, por así decirlo, enfocado a un punto concreto. No obstante, apelo a tu bondad. Besos querida amiga.

Cayetano dijo...

No sé, no sé...Yo me sé de algunos que tienen gemelos o trillizos y no pegan un ojo por las noches. Como se ponga uno a llorar, el concierto está asegurado.
Un saludo.

PACO HIDALGO dijo...

Y anterioremente, en la mitología, Cástor y Polux, con sus gemelas Clintemnestra y Helena. Abrazos.

CarmenBéjar dijo...

El nacimiento de dos seres casi iguales debía ser cosa de embrujo o encantamiento. Daría miedo o suerte a un tiempo. Y es que la genética todavía no era conocida, ni mucho menos. El capricho de los dioses era la causa esgrimida.
Saludos

elena clásica dijo...

Qué prodigio tan maravilloso el nacimiento de gemelos. Sin duda Rómulo y Remo tenían trazado un destino muy especial antes de existir. Los gemelos auténticos tienen un poder tan inmenso en su unión.
Besazos, querida Isabel.

África dijo...

Mira, a mí no me importaría tener mellizos, o gemelos :D



Un besito

Mª. Antonia Moreno dijo...

soy Géminis... jeje ;-)